10 REGLAS SOBRE CÓMO Y DÓNDE COMPRAR UN COCHE DE SEGUNDA MANO USADO CON GARANTÍAS



En una época de crisis puede ser interesante recurrir al mercado de segunda mano para adquirir o renovar nuestro coche sin sufrir un desembolso importante. Hay una serie de aspectos importantes a tener en cuenta a la hora de comprar un coche de segunda mano, de manera que hagamos una buena compra y evitemos adquirir un carro viejo y desvencijado como el de la foto que acompaña a este artículo.

El decálogo del comprador de coches usados puede ser el siguiente:

1) VENDEDOR: No es lo mismo a quién se le compre el carro de segunda mano. Los vendedores pueden ser:


  • Particulares: Persona que vende su coche antiguo. Lo conoce bastante bien, pero no ha hecho pruebas de calidad ni habrá resuelto los problemas internos que tenga. Pedirá un precio alto, pero se puede rebajar fácilmente a precios baratos, pudiendo ahorrarnos los márgenes de los intermediarios. No suelen dar garantía.
  • Casas de vehículos de ocasión: suelen ser tratantes e intermediarios que se dedican a la compraventa de coches usados. Suelen adecentar los carros antes de venderlos. El precio suele ser fijo, incluyendo su comisión o margen. Siempre deben dar garantía. No siempre son fiables en cuanto a manipulación de datos (kilometraje, historia9 aunque cada vez hay más control al respecto.
  • Concesionarios oficiales: suelen vender los vehiculos que recojen a sus clientes y coches de flota o de kilómetro cero. Suelen ser fiables, siempre dan garantías. Los precios no son baratos y no aceptan regateos. Siempre dan garantías y tienen el apoyo del servicio técnico oficial.



2) Antigüedad: hay que estar muy pendiente de la fecha real de primera matriculación del vehículo. No nos dejemos engañar por la matrícula, el coche puede estar matriculado varias veces. Hay que mirar siempre la Hoja Técnica o el permiso de circulación, donde nos dice la antigüedad real del vehículo. Según el uso que vayamos a darle al mismo, podemos aceptar una antigüedad mayor o menor:

  • Entre 0 y 3 años: sus prestaciones son similares a las de un vehículo nuevo.
  • Entre 4 y 6 años: muchas piezas están gastadas, pero el carro debe funcionar sin problemas.
  • Entre 7 y 10 años: el coche puede dar problemas en cualquier momento. Hay que andarse con mucho ojo y revisar permanente los niveles e indicadores
  • Más de 10 años: se trata de un carro viejo, no obstante puede ser interesante comprarlo de segunda mano para determinados usos (uso campestre fuera de las vías públicas, prácticas, segundo vehículo, uso esporádico, desplazamientos cortos, etc...)


3) Kilometraje: ¿Cuánto ha andado este vehículo? El kilometraje nos dice el uso real que ha tenido el coche, cuanto están sus piezas de gastadas. Es más importante que la antigüedad en el sentido de que un coche muy antiguo con poco uso será más parecido a un coche nuevo (aunque ¡ojo! puede estar obsoleto en su línea, tecnología y equipamiento) y un coche nuevo con mucho uso puede estar muy "quemado", puede tener las piezas muy gastadas y ser fuente de problemas. Como norma general podemos tomar:

  • Entre 0 y 30.000KM: prestaciones similares a un coche nuevo
  • Entre 30.000KM y 90.000KM: debe funcionar con pocos problemas
  • Entre 90.000KM y 150.000KM: las piezas empiezan a estar gastadas; el vehículo debe responder bien pero hay que vigilarlo porque es supceptible de empezar a fallar
  • Entre 150000KM y 250.000KM: es un carro viejo, hay que tener mucho cuidado con él.
  • Más de 250000KM: no es recomendable adquirir un vehículo con más de 250000KM salvo para usos concretos y muy puntuales.



Por último, es muy importante a la hora de comprar un coche de segunda mano intentar verificar que el kilometraje que marca no ha sido manipulado, para que marque menos kilometros de los que realmente tiene. para ello conviene fijarse en el uso de los elementos externos del vehículo (tapicería, pedales, palancas, levas, volante) para ver si denotan un desgaste aparente mayor que el uso que marca el kilometraje.

4) Uso anterior: cuando se va a comprar un coche usado siempre conviene indagar sobre el uso que le dio el anterior propietario. Un coche de flota, renting, o un taxi habrán tenido un uso intensivo que probablemente haya desgastado los componentes, más que un uso particular o de directivos de empresa.

5) Libro de mantenimiento: el libro de mantenimiento nos habla de las revisiones e intervenciones que ha pasado el coche. A la hora de comprar un carro usado es útil saber si ha pasado todas sus revisiones, si ha tenido alguna intervención o sustitución especial.

Además, el llevar el libro de revisiones al día metológicamente habla del cuidado y meticulosidad del anterior proietario, por lo que podemos deducir si ha sido más o menos cuidadoso y detallista en el cuidado del vehículo.

6) Estado visual: El estado visual del coche nos va indicar su estado real. Es muy importante revisar visualmente el estado exterior e interior del mismo.

Como ya dijimos antes, el interior del vehículo tiene numerosos mecanismos (tapicería, pedales, palancas, levas, volante, tiradores, pasamanos, apoyabrazos, interruptores, botones) cuyo estado nos va a hablar del uso real que ha tenido el vehículo. Algunos habrán sido sustituidos, pero la mayoría serán los originales, por lo que podemos hacernos una idea de la cantidad de uso que ha tenido y de lo cuidadoso que ha sido el anterior propietario.

El exterior del coche (carrocería, paragolpes, espejos, calandria, matrículas, embellecedores, tiradores, alerones, faros, insignia de la marca) también nos da muchos datos sobre lo cuidadoso que ha sido el anterior propietario, de si ha sufrido golpes o accidentes importantes. Igualmente lo más evidente habrá sido reparado/pintado, pero debemos observar los pequeños detalles que denoten maltrato o descuido del carro.

Por último conviene echarle un vistazo al motor, los distintos niveles, estado de las correas, etc.

7) Probarlo: NUNCA debemos comprar un coche de segunda mano sin anteriormente probarlo, sacarlo a carretera, ver como se comporta a bajas y altas velocidades, verificar todas las marchas del vehículo, que entran y salen adecuadamente, comprobar las revoluciones del motor, el perfecto frenado, el freno de mano.
Igualmente es conveniente ESCUCHAR el sonido del motor, la aceleración, posibles ruidos metálicos, etc...

8) Amigo con conocimientos: Si tenemos algún amigo, familiar, o persona cercana con conocimientos de coches y mecánica es muy conveniente que nos acompañe a la hora de comprar un coche usado. Él podrá revisar mejor que nosotros el estado de cada uno de los componentes del carro que vamos a comprar y nos aconsejará al respecto.

9) Regatear: siempre que vayamos a comprar un coche usado, un carro o cualquier otra cosa de segunda mano, es buena idea proponerle al vendedor un precio inferior al que él nos mande. Normalmente el vendedor marca un precio inicial por encima del valor real del coche, para intentar maximizar el beneficio, pero suele estar dispuesto a aceptar una cantidad inferior (especialmente en los tiempos que corren) por lo que es buena idea intentar regatear, bajar el precio que nos dé.

10) Garantía: No olvidemos verificar la garantía del vehículo. Si el coche no es muy antiguo puede tener aún vigente la garantía inicial de fabrica (normalmente esta dura entre 2 y 3 años despues de la primera matriculación, en algunos fabricantes llega hasta 7 años). Pero además cualquier vendedor que vende artículos de segunda mano, incluyendo coches, debe incluir una garantía sea cual sea la antigüedad del mismo. Es importante solicitar al vendedor la misma a la hora de comprar un coche

Puedes encontrar un resumen de consejos a un precio muy económico (poco más de 1$, menos de 1€) aquí: Como Comprar Un Coche De Segunda Mano

1 comentario :

  1. Gracias por todo es justamente lo que necesito porque estoy interesado en comprar un coches y en realidad quería saber algo mas sobre lo que debía saber

    ResponderEliminar

Si te gustó este artículo, COLABORA con nosotros

Si te gustó este artículo y crees que puede ayudar a más personas, puedes colaborar con nosotros de dos maneras:

1) Pulsa en los botones de compartir en facebook, twitter, etc... De esta manera ayudarás a difundir este contenido y que más personas puedan beneficiarse de él. Esto es totalmente gratuito para tí y ayudarás a muchas personas.

2) Si de forma voluntaria y altruista quieres ayudar al sostenimiento de esta web, puedes

HACER UN DONATIVO
(recuerda que es totalmente voluntario)

Consejos más leídos